martes, 15 de noviembre de 2011

Only when I stop to think about it

Te mira con una especie de lástima y hace un ademán de acariciarte la mano, pero se contiene.
-Venga no digas estas cosas, es imposible que no encuentres el amor de tu vida, podría estar delante de tus narices y ni siquiera darte cuenta.
-Sé de otras formas menos patéticas para ligar que esta.
-En ningún momento he dicho que estuviese hablando de mi.- Le miras extrañada, tanta amabilidad de un tipo como ese no puede ser buena.- Bueno, si te soy sincero cuando te he visto desde la puerta esa era mi intención.
-¿Y qué es lo que te ha hecho cambiar de opinión?¿ me has visto la cara y te has dado cuenta de lo fea que soy?-Preguntas con una risa sarcástica al final.
-Eres hermosa.
-¿Pero...?
-No hay peros.-Dice él sin dejar de mirar la copa.
-¿Entonces?
-Al final del día te das cuenta de que realmente no hay nada...


-Ilse

3 comentarios:

  1. Quizás con esa actitud pasiva la consiga!!
    Bss

    ResponderEliminar
  2. Estos días me está pasando algo así, más o menos xD

    ResponderEliminar
  3. ofú, demasiado él para Ilse y para mí. *-*

    ResponderEliminar

Si dejas comentarios, que sean sobre la entrada, blog, o alguna pregunta que tengas para mi. Por favor, no hagas spam, no visitaré tu blog si lo haces...
gracias :)